Translate

domingo, 21 de octubre de 2012

Marruecos 2012

EXCURSION ORNITOLOGICA A MARRUECOS
 por Paco Chiclana

   Del 5 al 8 de octubre de 2012

Participantes:
Fernando del Valle, Ricardo Martín-Baylo, José Antonio Lama, Mario Martín,  Oscar Rodríguez, Raimundo Martín y Paco Chiclana.

Especies interesantes observadas:  ratonero moro, perdiz moruna, tórtola senegalesa,  vencejo moro, alondra cornuda sahariana, alondra ibis, calandria picogorda, terrera sahariana, terrera colinegra, lavandera blanca – ssp subpersonata-, bulbul naranjero, tordino rojizo, colirrojo diademado,  collalba de Seebohm,  collalba negra de Brehm, collalba culirroja,  curruca de Tristam, curruca sahariana, herrerillo africano, alcaudón real -subespecie elegans-, cuervo desertícola, urraca -ssp mauritanica-, escribano sahariano.


itinerario realizado en línea roja
Resumen: Ha sido un viaje relámpago pero muy satisfactorio. Las condiciones laborales-económicas obligan a veces a la realización de estos miniviajes, pero suficientes para escaparse unos días de la rutina diaria, para observar nuevas especies de aves, para contemplar nuevos paisajes y para disfrutar largamente de la compañía de amigos. Realmente sólo han sido dos días de pajareo más algunas horas añadidas de los días primero y último. Suelo preparar a conciencia los viajes con el fin de sacarles la máxima rentabilidad, pero éste ha sido complicado por muchos factores: el destino era el desierto de Zagora y fue difícil encontrar reports que incluyeran esta zona en internet; el viaje ha sido en otoño, y la gran mayoría de las crónicas encontradas fueron de primavera, con rutas estándar y puntos de localización de especies muy concretos - época además donde las aves están muy activas y conspicuas-, justo al contrario que ahora donde las aves se mueven y dispersan tras la estación de cría; del grupo que hemos viajado el único que había pajareado anteriormente en Marruecos era yo, con gran número de especies de allí observadas, por lo que mis objetivos eran distintos al resto de compañeros y era necesario compaginar todos los intereses. Finalmente todos los ingredientes han cuajado bien y ha sido una excursión aventurera y exitosa. Aprovecho para agradecer la información suministrada por amigos como Jose A. Sencianes, Rafa Romero, Jorge Garzón, Pablo Galiano y Condado Requena.

grupo © Fernando del Valle
----Viernes 5 de octubre.-
Viajamos con Ryanair de Sevilla a Marrakech, aterrizando allí algo después del mediodía, aunque no pudimos salir del aeropuerto hasta algo más tarde por problemillas en la recogida del coche de alquiler, una Hyundai H-I de 9 plazas, con gran capacidad y bastante cómoda, con la que recorrimos casi 1200 kilómetros. Nos dirigimos hacia el Atlas para cruzarlo por el paso de Tizi-n-Tichka, realizando una parada rápida en la casa forestal de Toufliath, lugar que no deparó muchas sorpresas ya que se nos echaba la noche encima (oscurecía sobre las seis de la tarde), no había buenos lugares de acceso y se acumulaban demasiadas molestias entre niños, perros y ruido de camiones. Decidimos irnos y despedir el día en la cima de la parte central del alto Atlas, a 2200 metros, con unas bonitas vistas de roquero rojo y collalba negra sobre la montaña desnuda. 
alto Atlas © Paco Chiclana
Nos esperaban algunas horas de coche hasta nuestro alojamiento en Zagora, donde llegamos pasadas las diez de la noche. Para ello tuvimos que alcanzar Ouarzazate y recorrer gran parte del valle del Draa atravesando el rocoso Jbel Sarhro –la parte este del Anti-Atlas –y dejando atrás Agdz.

----Sábado 6 de octubre.-
Sobre las seis de la mañana ya había luz, pero un buen rato antes ya andábamos algunos con prismáticos en ristre en los jardines del hotel, disfrutando con los primeros bulbules y escribanos saharianos del tour. 


bulbul naranjero © Fernando del Valle
escribano sahariano © J.A. Lama
Desayunamos rápido y marcamos rumbo a Mhamid. Hicimos la primera parada antes de abandonar Zagora ya que a las afueras, sobre los muros de adobe de las casas, vimos las primeras collalbas de Brehm, bastante comunes a partir de ahora y, sin lugar a dudas, la especie más representativa de nuestra ruta marroquí. 
collalba negra de Brehm © Fernando del Valle
Poco después de Tamegroute vimos un palmeral con una pinta genial. Nos metimos en él y sacamos tórtola senegalesa y perdiz moruna. Había un paso bestial de paseriformes como papamoscas, mosquiteros, currucas, y podíamos haber echado allí toda la mañana, pero había que seguir ruta. De Zagora a Mhamid la carretera atraviesa el típico pre-desierto de Marruecos con un buen número de lugares interesantes para observación de aves.
 © J.A. Lama
Poco después de Tamegroute cogimos una pista a la izquierda que indicaba Aatar. Hicimos unos metros y vimos varias alondras ibis y alcaudón real, subespecie elegans –apelativo bien puesto por lo elegante que es- y una águila pescadora descansado sobre una torreta eléctrica –curioso verla en este inmenso secarral-. 


alondra ibis © Fernando del Valle
Continuamos ruta y nos detuvimos nuevamente pasado Tinfou, cerca del puente sobre el río Draa, donde observamos lavandera blanca, subespecie subpersonata. En la vegetación ribereña mucho taraje y matorral repleto de paseriformes en paso, con varios zarceros pálidos y bulbules en los palmerales aledaños. También varios gorriones chillones.
oued Draa © Paco Chiclana
lavandera blanca, ssp. subpersonata © Fernando del Valle
El día estaba relativamente fresco y no apretaba demasiado el calor, lo que era de agradecer. Seguimos ruta –viendo alondra ibis desde el coche- y a unos 50 kilómetros de Zagora llegamos a Jbel Bani, pedregal montano con ratonero moro. Justo después de pasar Jbel Bani encontramos un oued seco salpicado de acacias a lo largo de su recorrido, y coronado por uno de las especies objetivo de mi viaje, el tordino rojizo. 


tordino rojizo © Fernando del Valle
Bajada urgente de la furgoneta y a disfrutar de los tordinos, que resultaron ser una familia compuesta de parejas de adultos y cinco juveniles, algunos aún con boqueras. El bosquecillo de acacias estuvo genial ya que también ofreció excelentes vistas de curruca de Tristam (que debía haber abandonado ya sus zonas de cría en la montaña) y terrera sahariana –varias aves que vinieron a nuestro encuentro-. 


terrera sahariana © Fernando del Valle
Y un papamoscas cerrojillo de cola completamente negra, que bien podía ser un ibérico o bien un papamoscas del Atlas. Era la hora del bocadillo y decidimos darnos un respiro en un palmeral a la entrada de Ouled Driss, donde ya empezaban a verse las típicas dunas del desierto y tuaregs con sus camellos. Justo al bajarnos del coche un par de cuervos desertícolas reclamaron nuestra atención sobre una torreta eléctrica, ambos con los picos abiertos para aliviar el calorcillo de las primeras horas de la tarde. 


cuervo desertícola © J.A. Lama
Y después del almuerzo llegada a Mhamid, por fin. Es un pequeño pueblo donde acaba la carretera y donde empieza el verdadero desierto del Sahara. A partir de allí ya sólo hay pistas transitables por todo-terrenos o camellos. Era un espectáculo ver aquello. La escena ante nosotros eran dunas salpicadas de arbustos y nos metimos por alguna de las pistas de arena firme que se veían. 


© Oscar Rodríguez
Sólo unos metros y se cantó curruca sahariana a nuestra izquierda. Se movía tímidamente por el centro de un arbusto y se largó antes de que se pudiera observar por toda la peña. La curruca había volado hacia un arbusto cercano pero no permaneció en él mucho tiempo, siempre escondida, aunque la vimos muy bien cuando voló de nuevo hacia otro matorral, esta vez más lejano. Había que moverse rápido, sin titubeos, y decidimos acercarnos en el coche hacia la zona donde había caído. El problema es que estábamos en el desierto, obviamos las advertencias, y nos hundimos en la arena cuando la pista se hizo menos generosa. Bueno, era un viaje de aventura y ya teníamos otra más para contar. Mientras pensábamos cómo sacar el coche de allí, apareció un valenciano con un todo-terreno y eliminó el problema rápidamente, situándonos de nuevo sobre arena firme.
© Paco Chiclana
Tras el susto del atasco, dimos una vuelta por la zona donde cayó la curruca sahariana, pero ni rastro de ella, aunque sí varias collalbas de Brehm y alguna alondra ibis. Era mi segunda y última especie objetivo del viaje y no pude disfrutarla tanto como hubiera querido, como ocurrió con los tordinos rojizos que se dejaron ver todo el tiempo y a placer. Sólo los que preparamos y trabajamos previamente las rutas, con bastantes horas de dedicación, sabemos lo que se disfruta cuando se consigue ver una especie objetivo, y lo que se puede llegar a sufrir cuando otra de ellas falla o no se deja ver en las condiciones deseadas (el resto de la peña sumaba esa mañana una decena de bimbos y no le importó tanto como a mí que la sahariana hubiera sido tan esquiva). En un taller de Mhamid nos cambiaron una de las ruedas –que estaba en malas condiciones- y tomamos camino de vuelta. Debíamos llegar a dormir a Ouarzazate y aún nos quedaban unos pocos kilómetros por delante. A la salida de Tagounite nos topamos con una zona arenosa, con muy buena pinta, con matorral disperso, y decidimos despedir allí el día. Dimos una vuelta viendo mucho pajarillo, añadiendo collalba de Seebohm –un macho mudando que debía también haber abandonado sus áreas de cría -, collalba rubia, terrera común y muchos más.
Y de vuelta a Ouarzazate nos cogió una tormenta sobresaliente. Primero fue seca pero con descargas eléctricas a tutiplén, y posteriormente con lluvia intensa. Y entre ellas una tormenta de arena que nos cubrió totalmente, cegándonos y dejándonos sin visibilidad. Paramos el coche y esperamos unos minutos que pasara el borrascón. Curiosísimo ver ese otro espectáculo en el desierto, donde se supone que llueve poquísimo. Ya había oscurecido pero se veían inundadas las llanadas de nuestro alrededor ¡ya decíamos que iba a ser un viaje totalmente aventurero!. Hasta que alcanzamos Zagora la carretera apareció inundada en varios tramos dudando si podríamos cruzarla en algunos de ellos. Afortunadamente después de Zagora la cosa mejoró bastante y pudimos llegar a  Ouarzazate pasadas las diez de la noche. Dejamos atrás el valle del Draa, con sus oasis y palmerales, que se mostraron muy bonitos incluso en la oscuridad de la noche.

----Domingo 7 de octubre.-
Nos acostamos tarde pero nos levantamos temprano ya que aconsejé a la peña estar en el Tagdilt Track sobre las 7 de la mañana, y distaba de nosotros algo más de cien kilómetros. Yo conocía ese lugar de mi anterior viaje y sabía que podía añadir varias especies nuevas a la lista del grupo. Quizás podía haber intentado el buitrón desertícola en el Jbel Sarro, en la zona pedregosa y de matorral disperso subiendo a Agdz, viniendo de Ouarzazate, pero sabía que el Tagdilt iba a ser generoso e iba a dar muchas alegrías al grupo en general (aunque yo no sumara ninguna especie nueva). El Tagdilt Track es una estepa fácilmente accesible al sur de la parte central del alto Atlas, justo a la salida de Boumalne du Dades. Es una vasta planicie repleta de especies típicas del pre-desierto marroquí, pero también –lamentablemente- de basura y desperdicios. Es una pena el mal estado de conservación de aquel lugar, mucho más deteriorado y maloliente desde mi primera visita cuatro años atrás. De todas maneras, sigue siendo muy generoso en cuanto a aves y, en pocos minutos, sumamos collalba culirroja, alondra cornuda sahariana, calandria picogorda y terrera colinegra.


collalba culirroja © J.A. Lama
alondra cornuda sahariana © Fernando del Valle
calandria picogorda © Fernando del Valle
terrera colinegra © J.A. Lama
También ratonero moro, mucho camachuelo trompetero, terreras comunes, lavanderas boyeras y alguna bisbita campestre. El programa indicaba dormir en Marrakech y quedaba bastante camino por delante. A la vuelta hicimos una breve pausa en el embalse de Ouarzazate –Mansour Eddahbi Dam- donde sacamos focha moruna, más collalba de Brehm y más alcaudón real –elegans-. 


 © Paco Chiclana
alcaudón real, ssp. elegans © Fernando del Valle
Y comenzamos la ascensión nuevamente al paso de Tizi-n-Tichka. Efectuamos una parada unos 50 kilómetros antes de la cima con la suerte de ver un bonito macho de colirrojo diademado, y unos metros más arriba una preciosa hembra. 


colirrojo diademado © J.A. Lama
También avión roquero. Nos detuvimos unos minutos en el paso, pero bastante pobre de aves, a excepción de algunas chovas piquirrojas. Supongo que la mayoría de las especies del alto Atlas han debido ya haber abandonado estas áreas a primeros de octubre y haber descendido a cotas más bajas. De todas maneras, en mi viaje de 2008 cruzamos primeramente el Atlas por Ifrane –noreste del medio Atlas-, y me pareció mucho más interesante para especies de montaña, con planicies más ricas y bosques de cedros más extensos para pícidos y paseriformes varios. En el área de Marrakech es conveniente buscar estas especies en Oukaimeden, aunque ahora no estaba planificado por falta de tiempo (en mi anterior viaje Oukaimeden fue todo un éxito). Si queréis leer la crónica de mi viaje marroquí en 2008 podéis hacerlo en:
http://elblogdepacochiclana.blogspot.com.es/2008/08/marruecos-2008.html
Y pasada la cima, hicimos varias paradas en zonas con rodales y manchas arbóreas en busca de pajarillos, sacando herrerillo africano –subespecie ultramarinus- y pinzón vulgar –subespecie africana-, ambos sumamente bellos.
Llegamos a nuestro alojamiento de Marrakech relativamente temprano, sobre las ocho de la tarde, por lo que podíamos darnos un pequeño homenaje a base de couscous, tajines y cerveza Casablanca.

----Lunes 8 de octubre.-
El avión despegaba a la una de la tarde y no había lugar para mucho escape, aunque sí tiempo suficiente para una visita a los jardines de La Menara donde disfrutamos con la ssp. mauritanica de la urraca, con varios vencejos moros sobrevolando el palacio y con los cantos de varios bulbules naranjeros. Ya en el aeropuerto, un escribano sahariano nos despidió en el interior de la terminal.


urraca, ssp. mauritanica © Ricardo Martín-Baylo
Han sido muchas más las especies anotadas, aunque no las he reflejado por no aburrir al personal, aunque quizás debiera haber reseñado también las variedades locales de cogujadas común y montesina, mirlo común, carbonero garrapinos, agateador común y piquituerto, por ejemplo. 


 © Raimundo Martín

domingo, 9 de septiembre de 2012

Kenia 2012

SAFARI EN KENIA  
 por Paco Chiclana


   Del 8 al 13 de agosto de 2012

Participantes:
José Antonio Lama, Mario Martín, Gerardo Tarrero, Paco Chiclana y nuestras respectivas familias.

foto de grupo  en lago Nakuru © Mario Martín

RECORRIDO REALIZADO en línea amarilla ( a grandes rasgos: Nairobi, Masai Mara, Nakuru, Amboseli, Tsavo East y regreso a Nairobi ).- 


----Miércoles 8 de agosto.-
Aterrizamos en Nairobi, Jomokenyatta International Airport, a las 03:45 horas procedentes de Madrid, con escala en El Cairo. Volamos con Egyptair y el precio por pasaje rondó los 600 euros, billetes adquiridos por nuestra cuenta. Allí nos recogió Geoffrey Kore, director de Chalkoko Birding and Wildlife Safaris –Chalkoko Safaris-, con quien habíamos contratado el tour en un todo incluido, a excepción de bebidas y propinas. El precio fijado con Geoffrey fue de 1.100 dólares por persona, a pagar la mitad a la hora del acuerdo (en nuestro caso a primeros de marzo) y el resto a la llegada a Kenia. Éramos doce personas y nos colocaron en dos furgonas tipo minibús van, con techo elevadizo para los game drive (los safaris propiamente dichos). Amanecía sobre las 06:30 horas mientras atravesábamos las tierras altas del país, efectuando la primera parada para contemplar el Gran Valle del Rift y las laderas escarpadas que lo bordean. Estábamos por encima de los 1.500 metros y el clima era bastante fresquito, aunque para todo el viaje bastó con camisetas para el día y algún polar para las noches. La idea era llegar a Masai Mara a la hora de la comida, pero problemas mecánicos en uno de los coches retrasó la llegada y entramos en la Reserva Natural pasadas las 16:00 horas. Los parones por averías en el coche fueron aprovechados por los pajareros para enriquecer nuestra lista de aves y así vimos, por ejemplo, el único Cuervo Cuelliblanco del viaje. Este primer día sólo tuvimos un par de horas para Masai Mara y disfrutar de su vasta sabana y de los primeros ñus, cebras, búfalos, antílopes, jirafas y demás.


© Mario Martín
Estábamos a 230 km. de Nairobi y habíamos calculado una media de 5 horas en coche hasta alcanzar Masai Mara, aunque la realidad es que se invirtieron bastantes más por el mal estado de las carreteras, pistas, caminos, la lentitud en el cruce de asentamientos humanos, los múltiples parones por incidencias varias, etc. A las 18:30 h. se hizo de noche mientras llegábamos a nuestro alojamiento. Habíamos pagado a Geoffrey para que nos hospedara en Mara Sentrim Tented Camp, pero incomprensiblemente nos llevó a Rhino Tourist Tented Camp –de peor calidad aunque relativamente aceptable-, argumentado problemas de reserva en el primero. Ello generó cierto malestar y descontento que se lo hicimos saber sin miramientos ya que los alojamientos estaban abonados desde marzo, y desde entonces nos había dicho que todo era ok. Estábamos en otro mundo, en Africa negra, pobre, donde imperan otras normas y conductas, y era hora de cambiar el chip y adaptarse a las circunstancias. A pesar de todo, estábamos en Masai Mara, en plena naturaleza, intentando dormir con el sonido de fondo de hienas y aves nocturnas.


Masai Mara  © J.A. Lama
----Jueves 9 de agosto.-
Hoy tocaba día completo en Masai Mara, un sueño a cumplir. Masai Mara es una gran reserva situada al sudoeste de Kenia, una continuación del Parque Nacional del Serengueti, en Tanzania. Recibe su nombre por la tribu masai que lo habita, y por el río Mara que lo cruza. La mayor parte del territorio es sabana salpicada de acacias y repleta de fauna salvaje (como por ejemplo más de 400 especies de aves). 


Masai Mara  © Mati Martín
Cuatro de los “Big Five” los observamos allí: león, leopardo, búfalo y elefante, siendo el búfalo el más fácil de ver, normalmente seguido por los picabueyes que les limpian de parásitos. Habíamos observado un buen grupo de leones, un par de machos –supuestamente hermanos- con algunas hembras y cachorros, varios grupos pequeños de elefantes, un par de guepardos oteando el horizonte desde lugares prominentes,  cuando Geoffrey nos dijo que nos sentáramos y que iba a ganar velocidad. El motivo era más que evidente ya que había recibido noticias de la ubicación de un leopardo, llegando al lugar en unos minutos, y allí estaba el otro grande, sesteando, con la típica postura de patas colgando de la rama de una acacia. Después comimos en el río Mara, en tierra tanzana, observando hipopótamos y cocodrilos –éstos saciados-, y miles de ñus y cebras en sus laderas preparándose para cruzarlo en su ruta migratoria. 


río Mara  © Paco Chiclana
Y decenas de buitres torgos u orejudos, de Ruppell y dorsiblancos africanos. En esta época están la mayoría de cebras y ñus en Masai Mara, y casi ninguno en Serengueti, por lo que la abundancia de carroñeros es total. Fue un día fantástico, con un montón de especies interesantes anotadas en los cuadernos de campo (sumando también papión, hiena manchada, topi, eland común o alcéfalo, entre otros). Ese día Geoffrey estuvo genial, localizando fauna sin problemas y demostrando ser un gran conocedor del terreno, aunque viene a colación referir que la información les llega a los guías a través de la radio que mantienen conectada y por la que comparten registros y lugares de avistamientos. Nos alojamos de nuevo en el Rhino Tourist Tented Camp.


entrando a Masai Mara  © Blanca Chiclana
----Viernes 10 de agosto.-
A primera hora ya andábamos los pajareros con prismáticos en ristre. Nuestro alojamiento estaba rodeado de jardines y no era difícil sumar varias especies de aves en unos minutos, algunas tan majestuosas como el monarca-colilargo africano. Ante casi la nula presencia de mosquitos no nos atemorizaba salir de la tienda en esos momentos de claro-oscuro cuando parece que pueden ser más peligrosos. A pesar de todo, íbamos pertrechados con unas pulseras repelentes muy eficaces y con el típico spray anti-mosquitos. Y después del desayuno rumbo al lago Nakuru.
Teníamos que atravesar Nairobi y el caos de tráfico nos ralentizó bastante. Una parada en la gasolinera para repostar e ir al baño, y los pajareros sumando especies de aves como el tejedor-gorrión cejiblanco, entre otras, mientras los marabús africanos se movían a sus anchas por la ciudad. Alcanzamos el parque nacional Lago Nakuru sobre las 16:00 horas.


lago Nakuru  © Blanca Chiclana
Es conocido mundialmente por su antigüedad geológica, por su alcalinidad y por ser refugio de muchas especies de aves, especialmente de miles de flamencos enanos que pueblan sus aguas. Al llegar al parque las vistas panorámicas eran espectaculares y la adrenalina se disparó por las nubes. Las orillas repletas de cormoranes y tántalos africanos, pelícanos comunes y rosados, avefrías armadas, gaviotas cabecigrises, etc, y los flamencos dando más color aún. Y nos quedaba el quinto de los grandes y lo vimos allí, los impresionantes rinos. Vimos varios rinocerontes blancos y en menor cantidad rinocerontes negros. Son prácticamente indistinguibles en el campo, aunque Geoffrey nos dijo que el blanco suele caminar con la cabeza baja, a ras del suelo, mientras que el negro lo hace con la cabeza semi-levantada, lo que resultó muy eficaz para identificarlos. Otro truco más es que el blanco siempre lleva vigilada y delante a su cría, mientras que el negro puede llevarla detrás.


 entorno lago Nakuru  © Blanca Chiclana
Hasta ahora las jirafas vistas eran de la variedad masai, pero aquí vimos reticulada. Nos alojamos en el Lake Nakuru Lodge y nos tomamos unas fresquitas cervezas –marca Tusker- para celebrar la buena marcha del safari. Con un maravilloso cielo completamente estrellado y limpio era difícil irse a dormir, y nos dimos un paseo por sus jardines, teniendo al otro lado del recinto a un par de búfalos pastando relajadamente, y a unos chacales de dorso negro a la caza de impalas ¡estábamos en Africa!. Mientras Gerardo impartía una lección magistral sobre el firmamento en el ecuador –con una Vía Láctea impresionante y con los anillos de Saturno verticales por nuestra posición-, los vencejos moros gritaban en la oscuridad. A más de 2.000 metros sobre el nivel del mar fue muy agradable dormir abrigados. Lástima que sólo estuviéramos unas horas en Nakuru dado que tanto el lago como el Lodge requerían más tiempo para su completo disfrute.


Lake Nakuru Lodge  © Blanca Chiclana
----Sábado 11 de agosto.-
A primera hora paseíto pajaril por los jardines del Lodge, con nuevas especies como el cosifa de Heuglin, y rumbo al parque nacional de Amboseli, donde llegamos poco después del almuerzo. Seguíamos en el Valle del Rift y nuevamente a caballo entre Kenia y Tanzania. Sin duda alguna es el majestuoso Kilimanjaro su atractivo principal aparte, lógicamente, de su impresionante fauna. El Kilimanjaro es una montaña sita al nordeste de Tanzania, formada por tres volcanes inactivos, que con sus casi 6.000 metros de altura se constituye en el punto más alto de Africa. Es una montaña emblemática que suele estar coronada por nubes y ocultada tímidamente, pero nosotros tuvimos la gran suerte de verla en todo su esplendor, con la cima cubierta de nieve y con una luz de atardecer que la embellecía aún más. Ahora entendíamos a los amigos que nos hablaban del atractivo arrebatador de los atardeceres en Africa.


el Kilimanjaro desde Amboseli  © Blanca Chiclana
Decenas de elefantes –aquí muy numerosos y con muchas crías-, hipopótamos, jacanas africanas, jirafas, búfalos, antílopes acuáticos, redunca menor, monos verdes (o azulados por aquello del color de los testículos), abejarucos chicos multicolores, etc, fueron otros bellezones de la tarde. Fue impresionante ver el juego interactivo entre una leona que aparentaba despiste al cruzar un pastizal sembrado de cebras. Nos alojamos en el Kibo Safari Camp.


Kibo Safari Camp  © Mario Martín
Después de la cena unos masais nos mostraron varias de sus saltarinas danzas, siendo espectacular verlos bailar y cantar. Durante el día andaban moviéndose por la sabana con el ganado en busca de pastos, ataviados con sus típicas vestimentas rojizas.


© Gerardo Tarrero
----Domingo 12 de agosto.-
Desayuno, unos minutos de observación pajaril por los jardines del Lodge que siempre daba resultados extraordinarios (en esta ocasión varias especies de pícidos), y nuevo game drive o safari en Amboseli. Y aparte de leones, elefantes, cebras, facóqueros y demás, mis momentos supremos fueron con las águilas marcial, coronada, rapaz y volatinera que se mostraron en su plenitud, y con los secretarios y cálaos terrestres, aves sumamente singulares. Y para el disfrute general, un par de atrevidas avestruces que descaradamente se entregaron a tareas amorosas y nos regalaron algunos apareamientos muy danzantes y pecualiares. Volvimos al Lodge para descanso de unos y pajareo de otros y, después de la comida, salida para Tsavo East. 


© J.A. Lama
Los problemas mecánicos del segundo coche, que seguían dando la lata, no tuvieron arreglo esa tarde y nos hicieron perder el safari vespertino, aunque ganamos varias especies de estrildas y tejedores. Alcanzamos Tsavo bien entrada la noche y nos alojamos en Voi Safari Lodge.
Voi Safari Lodge  © Mario Martín
----Lunes 13 de agosto.-
Desayuno tempranero, paseo por los jardines con observación de damanes de las rocas, pájaros-ratón nuquiazules y cigüeña lanuda, entre otros, y último game drive del tour-safari. Tsavo East es uno de los más antiguos parques nacionales de Kenia y queda relativamente cerca de Mombasa, la segunda ciudad del país, lo que vino genial para que Geoffrey cambiara el segundo coche y asegurarnos no tener más problemas en el camino. La mayor parte del parque está compuesta de sabana y pastizales semiáridos, y el color rojo del terreno bautiza así a muchos animales que lo pueblan. Avutardas Kori, un guepardo tras gacelas de Thompson y de Grant (curioso cómo se vigilaban mutuamente), “pumbas” de rojo bellezón entre grandes elefantes, los estilizados gerenuk, etc., nos daban el adiós. 


Tsavo East  © Mario Martín
Comimos un pic-nic en Mudanda Rock, una gran roca alargada y elevada que nos ofreció unas imágenes inolvidables de la llanura africana y donde nos hicimos la foto de despedida. A partir de ahí, carretera hasta el aeropuerto de Nairobi, donde llegamos a la noche y donde dimos por finalizado el safari, dando las gracias a Geoffrey por su trabajo y dedicación. Y nos quedaban largas horas de espera y de vuelo hacia Madrid, donde llegamos a las 16:00 horas del día siguiente.


en Mudanda Rock con Geoffrey y James (los guías) © Mario Martín
NOTAS.-
La comunicación con Geoffrey fue en inglés, aunque este idioma lo habla realmente poca gente en el país, entendiéndose entre ellos en swahili (además de las 42 lenguas distintas que hablan por provincias). A veces las frases preferidas de Geoffrey eran algo así como “pole pole” que debe significar poco a poco, paciencia, y “hakuna matata” que se traduce como todo va bien, sin preocupaciones.
En internet habíamos leído que no era necesario llevar moneda local dado que todo se podía pagar en dólares o euros, pero lo cierto es que muy recomendable llevar chelines kenianos (Kenia Shilling) o “Kenia money” como los nativos lo llaman. Si pagas con moneda extranjera la bebida, algún recuerdo, etc., el cambio es muy desfavorable para nosotros. Y a la hora de dar propinas en multitud de sitios, no les agrada demasiado que les des dólares ya que muchos de ellos dicen no tener al alcance oficinas de cambio. Por cierto, es conveniente llevar bolígrafos para regalar ya que siente admiración por ellos (deben escasear bastante en el país).
Ha sido un viaje muy interesante, aunque quizás algo corto. Si tuviera que repetirlo me centraría en visitar Nakuru, Masai Mara y Amboseli, con un mínimo de un par de días en cada lugar. No obstante, hemos tenido tiempo suficiente para observar multitud de fauna, para conocer un nuevo país, y para comprobar de primera mano cómo viven sus gentes. Y, lo más importante, hemos gozado de un ambiente muy agradable y familiar.
© Mario Martín
En el viaje nos servimos de algunos libros para identificación de fauna:
--- “Birds of Africa south of the Sahara”, de Ian Sinclair y Peter Ryan
--- “Birds of Kenya and Northern Tanzania”, de Zimmerman, Turner y Pearson
--- “Guía de bolsillo de los mamíferos de Africa”, de J. Kingdon


LISTADO DE AVES OBSERVADAS.-

ZAMPULLINES
--Little Grebe –Zampullín Chico
CORMORANES
--White-breasted Cormorant – Comorán Grande Africano
© J.A. Lama
--Long-tailed Cormorant – Cormorán Africano
ARDEIDAS
--Hamerkop -Avemartillo
© J.A. Lama
--Goliath Heron – Garza Goliat
© J.A. Lama
--Purple Heron –Garza Imperial
--Grey Heron –Garza Real
--Black-headed Heron- Garza Cabecinegra
© J.A. Lama
--Intermediate Egret- Garceta Intermedia
--Great White Egret –Garceta Grande
--Little Egret –Garceta Común
--Cattle Egret –Garcilla Bueyera
--Squacco Heron –Garcilla Cangrejera
FLAMENCOS, ESPÁTULAS Y AFINES
--Greater Flamingo –Flamenco Común
--Lesser Flamingo –Flamenco Enano
© J.A. Lama
--African Spoonbill- Espátula Africana
© J.A. Lama
--African Sacred Ibis –Ibis Sagrado
© J.A. Lama
--Glossy Ibis –Morito Común
--Hadada Ibis –Ibis Hadada
CIGUEÑAS
--Marabou  -Marabú Africano
© J.A. Lama
--Saddlebill –Jabirú Africano
--Woolly-necked Stork –Cigueña Lanuda
© J.A. Lama
--Yellow-billed Stork –Tántalo Africano
© J.A. Lama
PELICANOS
--Great White Pelican –Pelícano Común
© J.A. Lama
--Pink-backed Pelican –Pelícano Rosado
© J.A. Lama
ANATIDAS
--Egyptian Goose –Ganso del Nilo
© Mario Martín
--White-faced Whistling-duck –Suirirí Cariblanco
© J.A. Lama
--Hottentot Teal –Cerceta Hotentote
© J.A. Lama
--Cape Teal –Cerceta del Cabo

--Red-billed Duck –Anade Piquirrojo
RAPACES
--Black-shouldered Kite –Elanio Azul
--African Fish-eagle –Pigargo Vocinglero
--Lappet-faced Vulture –Buitre Orejudo (Torgo)
© J.A. Lama
--African White-backed Vulture –Buitre Dorsiblanco Africano
© J.A. Lama
--Ruppell´s Vulture –Buitre de Ruppell
--Black-breasted Snake-Eagle –Culebrera Pechinegra
© J.A. Lama
--Brown Snake-Eagle –Culebrera Sombría
© J.A. Lama
--Bateleur –Aguila Volatinera
© J.A. Lama
--Dark Chanting-Goshawk –Azor Lagartijero Oscuro
© J.A. Lama
--Eastern Chanting-Goshawk –Azor Lagartijero Somalí
--Gabar Goshawk –Gavilán Gabar
--Augur Buzzard –Busardo Augur Oriental
--Tawny Eagle –Aguila Rapaz
© J.A. Lama
--Crowned Hawk-Eagle –Aguila Coronada
--Martial Eagle –Aguila Marcial
© J.A. Lama
--Greater Krestel –Cernícalo Ojiblanco
© J.A. Lama
--African Pygmy-falcon –Halconcito Africano
© J.A. Lama
--Lanner Falcon –Halcón Borní
PINTADAS
--Helmeted Guineafowl –Pintada Común
© J.A. Lama
FRANCOLINES
--Crested Francolin –Francolín Capirotado
© J.A. Lama
--Yellow-necked Francolin –Francolín Gorgiamarillo
© J.A. Lama
--Red-necked Francolín –Francolín Gorgirrojo
© J.A. Lama
RALIDOS
--Common Coot- Focha Común
JACANAS
--African Jacana –Jacana Africana
GRULLAS
--Grey Crowned Crane –Grulla Coronado Cuelligrís
© J.A. Lama
AVUTARDAS
--Kori Bustard –Avutarda Kori
© J.A. Lama
--White-bellied Bustard –Sisón Senegalés
--Hartlaub’s Bustard –Sisón Ventinegro de Hartlaub
LIMICOLAS
--Collared Pratincole –Canastera Común
--Somali Courser –Corredor Somalí
--Double-banded Courser –Corredor Escamoso Chico
© J.A. Lama
--Kittlitz´s Plover –Chorlitejo Pecuario
© J.A. Lama
--Three-banded Plover –Chorlitejo Tricollar
--Long-toed Lapwing –Avefría Palustre
© J.A. Lama
--Blacksmith Lapwing –Avefría Armada
© J.A. Lama
--Spur-winged Lapwing –Avefría Espinosa
--Black-headed Lapwing –Avefría Coletuda
© J.A. Lama
--African Wattled Lapwing –Avefría Senegalesa
--Crowned Lapwing –Avefría Coronada
© J.A. Lama
--Black-winged Stilt –Cigueñuela Común
--Common Redshank -Archibebe Común
--Common Greenshank -Archibebe Claro
--Ruff –Combatiente
--Green Sandpiper –Andarríos Grande
--Wood Sandpiper –Andarríos Bastardo
--Common Sandpiper –Andarríos Chico
--Dunlin –Correlimos Común
LARIDOS
--Grey-headed Gull –Gaviota Cabecigrís
© J.A. Lama
--Whiskered Tern –Fumarel Cariblanco
GANGAS
--Black-faced Sandgrouse –Ganga Decorada
© J.A. Lama
PALOMAS Y AFINES
--Speckled Pigeon –Paloma de Guinea
© Mario Martín
--African Olive-pigeon –Paloma Ojigualda
--Red-eye Dove –Tórtola Ojirroja
--African Mourning Dove –Tórtola Engañosa
--Ring-necked Dove –Tórtola de El Cabo
--Laughing Dove –Tórtola Senegalesa
--Namaqua Dove –Tortolita Rabilarga
LOROS
--Red-bellied Parrot –Lorito Ventrirrojo
© J.A. Lama
TURACOS
--Bare-faced Go-away-bird –Turaco Enmascarado
© J.A. Lama
--White-bellied Go-away-bird –Turaco Ventriblanco
CUCOS
--Diederik Cuckoo –Cuclillo Didric
--Jacobin Cuckoo –Críalo Banquinegro
--White-browed Coucal –Cucal Cejiblanco
VENCEJOS
--African Palm-swift –Vencejo Palmero Africano
© J.A. Lama
--Little Swift –Vencejo Moro
--White-rumped Swift –Vencejo Cafre
--Common Swift –Vencejo Común
PÁJAROS-RATÓN
--Speckled Mousebird -Pájaro-ratón Común
© J.A. Lama
--Blue-naped Mousebird –Pájaro-ratón Nuquiazul
ABUBILLAS
--African Hoopoe –Abubilla Africana
© J.A. Lama
--Abyssinian Scimitarbill –Abubilla-arbórea Menor
© J.A. Lama
MARTINES PESCADORES
--Malachite Kingfisher –Martín Pescador Malaquita
© Mario Martín
--Grey-headed Kingfisher –Alción Cabeciblanco
© J.A. Lama
--Pied Kingfisher –Martín Pescador Pío
© J.A. Lama
CARRACAS
--Lilac-breasted Roller –Carraca Lila
© J.A. Lama
ABEJARUCOS
--Little Bee-eater –Abejaruco Chico
© J.A. Lama
--White-fronted Bee-eater –Abejaruco Frentiblanco
© J.A. Lama
AVESTRUCES
--Ostrich -Avestruz
© Blanca Chiclana
--Somali Ostrich –Avestruz Somalí
© Blanca Chiclana
SECRETARIOS
--Secretarybird -Secretario
© J.A. Lama
CÁLAOS
--Southern Ground-hornbill –Cálao Terreste Sureño
© J.A. Lama
--Red-billed Hornbill –Toco Piquirrojo
© Blanca Chiclana
--Von der Decken´s Hornbill –Toco Keniata
© J.A. Lama
--African Grey Hornbill –Toco Piquinegro
© J.A. Lama
BARBUDOS
--D’Arnaud’s Barbet –Barbudo Capuchino
PICOS
--Grey Woodpecker –Pito Gris Occidental
© J.A. Lama
--Nubian Woodpecker –Pito de Nubia
© J.A. Lama
--Bennett’s Woodpecker –Pito de Bennett
--Cardinal Woodpecker –Pito Cardenal
© J.A. Lama
ALONDRAS
--Singing Bushlark –Alondra Cantarina
© J.A. Lama
--Rufous-naped Lark –Alondra Nuquirrufa
--Fischer’s Sparrow-lark –Terrera Cariblanca
© J.A. Lama
HIRUNDINIDOS
--Plain Martin (y morfo oscuro) –Avión Paludícola (Avión de Pantano)
--Rock Martin –Avión Isabelino (Avión Roquero Africano)
--Black Saw-wing –Golondrina Negra
--Wire-tailed Swallow –Golondrina Colilarga
--Lesser Striped Swallow –Golondrina Abisinia
© J.A. Lama
--Red-rumped Swallow –Golondrina Dáurica Africana
© J.A. Lama
LAVANDERAS Y BISBITAS
--African Pied Wagtail –Lavandera Africana
© J.A. Lama
--Yellow-throated Longclaw –Bisbita Gorgigualdo
--Pangani Longclaw –Bisbita de Pangani
© J.A. Lama
--Rosy-breasted Longclaw –Bisbita Gorgirrosa
--Grassveld Pipit –Bisbita Africano
--Plain-backed Pipit –Bisbita Liso
ORUGUEROS
--Red-shouldered Cuckoo-shrike –Oruguero Hombrorrojo
DRONGOS
--Fork-tailed Drongo –Drongo Ahorquillado
© J.A. Lama
OROPENDOLAS
--Eastern Black-headed Oriole –Oropéndola Enmascarada
© J.A. Lama
CORVIDOS
--Cape Crow –Cuervo de El Cabo
© J.A. Lama
--Pied Crow –Cuervo Pío
© J.A. Lama
--White-necked Raven –Cuervo Cuelliblanco
© J.A. Lama
PAJAROS MOSCON
--Mouse-coloured Penduline-tit –Pájaro-moscón Gris
BULBULES
--Black-eyed Bulbul –Bulbul Tricolor
© J.A. Lama
TURDIDOS Y AFINES
--Olive Thrush –Zorzal Oliváceo Abisínico
© J.A. Lama
--White-browed Robin-chat –Cosifa de Heuglin
--Spotted Palm-thrush –Zorzal-palmero Moteado
© J.A. Lama
--Bearder Scrub-robin –Alzacola Bigotudo
--Northern Anteater-chat –Zorzal-hormiguero Septentrional
© Paco Chiclana
--Sooty Chat – Zorzal-hormiguero Negro
© J.A. Lama
COLLALBAS
--Capped Wheatear –Collalba Capirotada
© J.A. Lama
BUITRONES
--Winding Cisticola - Cistícola Alirrojo
© J.A. Lama
--Short-winged Cisticola –Cistícola Alicorto
APALIS
--Black-headed Apalis –Apalis Cabecinegro
HILIOTAS
--Yellow-bellied Hyliota –Hiliota Ventrigualda
PAPAMOSCAS Y AFINES
--White-eyed Slaty-flycatcher –Papamoscas de Fischer
--African Paradise-flycatcher –Monarca-colilargo Africano
© J.A. Lama
--Chin-spot Batis –Batis Molitor
--Brown-throated Wattle-eye –Batis-carunculado Gorgipardo
ALCAUDONES Y AFINES
--Grey-backed Fiscal –Alcaudón Dorsigrís
© J.A. Lama
--Taita Fiscal –Alcaudón de los Taita
© J.A. Lama
--Long-tailed Fiscal –Alcaudón Colilargo
--Common Fiscal –Alcaudón Fiscal
--Northern White-crowned Shrike –Alcaudón Culiblanco
© J.A. Lama
--Rosy-patched Shrike –Bubú Pechirrosado
© J.A. Lama
ESTORNINOS
--Greated Blue-eared Starling –Estornino Orejiazul
--Golden-breasted Starling –Estornino Pechidorado
--Superb Starling –Estornino Soberbio
© J.A. Lama
--Hildebrandt’s Starling –Estornino de Hildebrant
© J.A. Lama
--Amethyst Starling –Estornino Amatista
--Red-winged Starling –Estornino Alirrojo
--Wattled Starling –Estornino Carunculado
--Fischer´s Starling --Estornino de Fischer
© J.A. Lama
PICABUEYES
--Yellow-billed Oxpecker –Picabueyes Piquigualdo
© J.A. Lama
--Red-billed Oxpecker –Picabueyes Piquirrojo
© J.A. Lama
SUIMANGAS
--Amethyst Sunbird –Suimanga Amatista
© J.A. Lama
--Eastern Olive-sunbird –Suimanga Oliváceo Oriental
© J.A. Lama
--Bronze Sunbird- Suimanga Bronceado
© J.A. Lama
--Mariqua Sunbird –Suimanga del Marico
© J.A. Lama
--Variable Sunbird –Suimanga Variable
ANTEOJITOS
--African Montane White-eye - Anteojitos Serrano
GORRIONES
--House Sparrow –Gorrión Común
--Kenya Rufous Sparrow –Gorrión Keniata
© J.A. Lama
--Swahili Sparrow –Gorrión Swahili
--Grey-headed Sparrow –Gorrión Gris
© J.A. Lama
TEJEDORES, ESTRILDAS Y AFINES
--Red-billed Buffalo-weaver –Bufalero Piquirrojo
© J.A. Lama
--White-headed Buffalo-weaver –Bufalero Cabeciblanco
© J.A. Lama
--White-browed Sparrow-weaver –Tejedor-gorrión Cejiblanco
© J.A. Lama
--Grey-headed Social-weaver –Tejedor Social de Arnaud
© Paco Chiclana
--Spectacled Weaver –Tejedor de Anteojos
--Village Weaver –Tejedor Común
© J.A. Lama
--Black-headed Weaver –Tejedor Cabecinegro
--Speke’s Weaver –Tejedor de Speke
© J.A. Lama
--Baglafecht Weaver –Tejedor Baglafecht
© J.A. Lama
--Golden Weaver - Tejedor de Holub
© J.A. Lama
--Chestnut Weaver - Tejedor Castaño
© J.A. Lama
--Speckle-fronted Weaver –Tejedorcito Frontal
© J.A. Lama
--Red-billed Quelea –Quelea Común
© J.A. Lama
--Yellow Bishop –Obispo Culigualdo
--Bronze Mannikin –Capuchino Bronceado
© J.A. Lama
--Red-cheeked Cordon-bleu –Azulito Carirrojo
© J.A. Lama
--Blue-capped Cordon-bleu –Azulito Coroniazul
© J.A. Lama
--Common Waxbill –Estrilda Común
--Cut-throat Finch –Estrilda Degollada
--Pin-tailed Whydah - Viuda Colicinta
--Long-tailed Paradise-whydah - Viuda del Paraiso
© J.A. Lama
FRINGILIDOS
--Yellow-fronted Canary –Serín Frentiamarillo
--Reichenow’s Seedeater –Serín de Reichenow
--Streaky Seedeater –Serín Estriado
© J.A. Lama

LISTADO DE CARNIVOROS.-
  • Lion -Leon
© Blanca Chiclana
© Blanca Chiclana
  • Leopard -Leopardo
© J.A. Lama
  • Cheetah -Guepardo
© Blanca Chiclana
  • Banded Mongoose -Mangosta Rayada Africana
© J.A. Lama
  • Black-Backed Jackal  -Chacal de Dorso Negro
© J.A. Lama
  • Spotted Hyena -Hiena Manchada 
© Mario Martín
LISTADO DE PRIMATES.-
  • Common Baboon -Papion
© Blanca Chiclana
  • Vervet Monkey -Mono Verde
© Blanca Chiclana
  • Black & White Colobus Monkey -Colobo Blanco y Negro
LISTADO DE ANTILOPES.-
  • Beisa Oryx -Órice Beisa 
© Mario Martín
  • Common Waterbuck -Antílope Acuático
© Mario Martín
  • Common Wildebeest  -Ñu
© Mati Martín
  • Hartebeest -Alcéfalo  
© J.A. Lama
  • Topi - Topi
© Blanca Chiclana
  • Common Eland -Eland Común
© Mario Martín
  • Thompson’s Gazelle -Gacela de Thompson
© Blanca Chiclana
  • Grant’s Gazelle -Gacela de Grant
© Mario Martín
  • Gerenuk -Gerenuk
© Mario Martín
  • Impala -Impala
© Blanca Chiclana
  • Bohor Reedbuck -Redunca Común o Bohor
© Mario Martín
  • Kirk’s Dik-Dik -Damara
© J.A. Lama

OTROS
  • African Elephant -Elefante Africano
© Blanca Chiclana
  • Black Rhinoceros -Rinoceronte Negro
© Mario Martín
  • White Rhinoceros -Rinoceronte Blanco
© Mario Martín
  • Hippopotamus -Hipopótamo
© Mario Martín
  • Cape Buffalo -Búfalo
© Mario Martín
  • Giraffe -Girafa
© Blanca Chiclana
  • Common Zebra -Cebra Común
© Blanca Chiclana
  • Warthog -Facóquero Común
© Mario Martín
  • Scrub Hare -Liebre de matorral
  • Unstriped Ground Squirrel -Ardilla Terrestre
  • Rock Hyrax -Damán de las rocas
© J.A. Lama
  • Agama Lizard - Agama Común
© Paco Chiclana
  • Nile Crocodile -Cocodrilo del Nilo
© Mario Martín